Antioxidante natural: la clave para retrasar el envejecimiento

Tanto hombres como mujeres buscan la forma de lucir jóvenes más tiempo, para que no se note el paso de los años.


Tanto hombres como mujeres buscan la forma de lucir jóvenes más tiempo, para que no se note el paso de los años. Existen muchas maneras de cuidarse para verse y sentirse bien, pero tu gran aliado será un antioxidante natural. Te diremos cuál es el mejor, cómo funciona y dónde lo encuentras. Todo para que tu piel no delate tu edad. ¡Toma nota!

Antioxidante natural VS Radicales libres

Envejecer es inevitable, se trata de un proceso de oxidación celular. Sin embargo, si quieres verte joven por más tiempo, necesitas la ayuda de un antioxidante natural. Pero primero debes saber qué es y para qué sirve.

Los antioxidantes son compuestos químicos que el cuerpo utiliza para eliminar los radicales libres, y así, prevenir el desgaste y envejecimiento celular. Otros de sus beneficios es que refuerzan el sistema inmunológico, cardiovascular y ocular, y previenen problemas cognitivos.

Los antioxidantes se clasifican en:

  • Vitaminas: El organismo no las puede sintetizar, por eso deben incluirlas en tu alimentación. Las principales son vitamina A, C, E y coenzima Q10.
  • Vitaminas: Son moléculas que se adquieren de los alimentos, sobre todo, los de origen animal. Algunos ejemplos son superóxido dismutasa (SOD), glutatión peroxidasa, glutatión reductasa, y catalasas.
  • Fitoquímicos: Son químicos que están en las plantas, frutas, verduras, semillas, granos y legumbres. Se dividen en: Carotenoides, antocianinas, flavonoides, polifenoles, catequinas, lignanos y sulfuros de alilo.

Por su parte, los radicales libres son átomos inestables y reactivos que introducen oxígeno en las células, oxidándolas y acelerando el envejecimiento del cuerpo. Sin embargo, el propio cuerpo genera radicales libres con fines beneficiosos y útiles, y al mismo tiempo, crea antioxidantes para eliminar el sobrante.

El problema comienza cuando entran más radicales libres de los que salen, trayendo las consecuencias antes mencionadas. Existen dos tipos de radicales libres:

  • Externos: Mala alimentación (rica en grasas y baja en antioxidantes), consumo de alcohol y tabaco, productos químicos, contaminación, medicamentos y exposición al sol.
  • Internos: Estrés, propios del metabolismo, enfermedades, derivados del ejercicio extenuante.

Como en todo, es importante el equilibrio. Los radicales libres, en mayores concentraciones, pueden traer consigo padecimientos graves. Los más comunes son el cáncer, problemas cardiacos, del sistema nervioso y del sistema inmunológico, artritis, y otras enfermedades degenerativas.

Fuentes de antioxidantes naturales

Inicia la pelea entre radicales libres y antioxidantes. Pero tú puedes hacer algo para ayudarle a tu cuerpo: consumiendo más antioxidante natural que impida el desgaste celular. La cantidad depende de la edad, la actividad física, los hábitos alimenticios y tu salud en general.

Te presentamos las principales fuentes de antioxidantes naturales:



te manzanilla Pepino Pepino Aloe Vera


Astaxantina

Si buscas algo que actúe directamente en la piel y evite el envejecimiento, puedes optar por nuestro Dermo Reparador con Astaxantina. Este ingrediente activo es un antioxidante natural, extraído de una microalga, 500 veces más poderoso que la vitamina E. ¡Imagínalo! Te ayuda a reparar los daños en la piel ocasionados por el medio ambiente, a disminuir las líneas de expresión, y a brindar luminosidad y frescura a tu rostro.

Además, nuestra línea también cuenta con unas cápsulas que contienen este activo, y que si las usas, podrás potenciar el efecto de la Astaxantina por dentro y por fuera.

Chocolate amargo

Se le conoce como el rey de los antioxidantes. Es rico en grasas saludables, fibra y minerales como magnesio, hierro, zinc, potasio, fósforo, cromo, etc. Además, es delicioso, pero recuerda que debe ser amargo para que no pierda sus propiedades.

Arándanos

Es la fruta con mayor cantidad de antioxidantes. Tiene alto contenido de vitamina A, C y E, fibra, y es libre de grasas y colesterol. Neutraliza los radicales libres y ayuda a fortalecer el colágeno, ambas acciones son útiles contra el envejecimiento.

Nueces

Son de los frutos secos más ricos en antioxidantes. De igual forma, contienen vitamina E, zinc, selenio, magnesio, calcio y omega-3 vegetal. Tienen propiedades antiinflamatorias y sirven para combatir enfermedades cardiovasculares. Recuerda comer 7 nueces al día.

Té verde

Es una gran fuente de antioxidantes, incluso mayor que muchas frutas y verduras. Reduce estrés y los niveles de azúcar en la sangre, estimula el metabolismo, quema grasas y favorece la circulación para evitar coágulos. También ayuda a salud cardiovascular y del hígado. Debes tomar de 1 a 3 tazas al día para sentir sus efectos.

Jitomate

Es un potente antioxidante natural que te brinda fibra, vitaminas A, B6, C, E y K, potasio, tiamina, niacina, magnesio, fósforo y cobre. No tiene grasas y colesterol, por lo que puedes comerlo sin restricciones. Reduce el riesgo de infarto, previene infecciones, elimina el ácido úrico y calma el dolor articular.


Compartir